Vives en Venezuela? Gánale a la inflación!

Según datos ofrecidos por el Banco Central de Venezuela y el Instituto Nacional de Estadística, la inflación acumulada del mes de junio de 2013 se ubicó en 25%, mientras que la anualizada fue de 39,6%, considerablemente superior a la registrada en el mismo período en 2012: 21,3%. 

Ante esta situación, en la que el bolívar pierde valor de forma acelerada cada mes, el poder de compra disminuye y parece que el dinero se disuelve en el bolsillo. 

Conozca a continuación algunos datos para sobrevivir a la inflación en Venezuela: 

1- Invierta en bienes cuyo valor se incremente con el paso del tiempo, como es el caso de los automóviles y los inmuebles. Esta se convierte en una manera efectiva de "ahorrar" para el ciudadano. 

2- En el caso de los electrodomésticos y productos tecnológicos se debe tener más cuidado, ya que estos tienden a perder valor con el uso o se vuelven obsoletos con el paso del tiempo. 

3- A pesar de que lo ideal sería ahorrar en una moneda que no se devalúe, como lo es el dólar, el control de cambio en Venezuela no permite el libre acceso a las divisas, por lo que el único mecanismo legal para obtenerlas es a través de la compra de bonos que emiten tanto el Gobierno Nacional como Pdvsa. 

4- El especialista en finanzas, Henkel García, señala que se espera que la inflación de 2013 se ubique en 40% aproximadamente, por lo que el 12% de interés que pagan los bancos a los ahorristas no representa un índice significativo que incentive al ciudadano a tener el dinero en el banco durante todo el año. 

5- Los especialistas coinciden en que lo ideal es adquirir activos que se revaloricen en el tiempo y hacer "compras inteligentes". "Tampoco se trata de gastar y gastar, pues de esta manera a veces se pierde más que teniendo el dinero en el banco", precisa García. 

6- La tasa de interés de las tarjetas de crédito es en promedio de 28%, por lo que utilizar los convenios bancarios de créditos para electrodomésticos y otros bienes por debajo de este índice es conveniente. La tasa activa de interés más baja es la relacionada con créditos hipotecarios y de vivienda.


Fuente: Globovisión